Campaña contra el uso del móvil:

Un tercio de los accidentes de tráfico con víctimas que se produjeron en calles y carreteras de nuestro país el pasado año se produjeron por la distracción. Hablar por teléfono, fumar, manipular en marcha aparatos instalados en el coche o cambiar el CD son algunos de los factores causantes del 38% de los accidentes de tráfico, de los cuales un 43% se produjeron en carretera y un 29% en zona urbana, según la DGT.
El uso del teléfono móvil es un factor que multiplica por cuatro el riesgo de sufrir accidentes. Mientras se habla por teléfono, aunque sea manos libres, se pierde la capacidad de concentración necesaria para conducir: no se mantiene una velocidad constante, la distancia de seguridad no es suficiente con el vehículo que circula delante y el tiempo de reacción aumenta considerablemente entre medio y dos segundos, dependiendo del conductor, según diversos estudios.


El artículo 18 apdo. 2 del Reglamento General de Circulación, prohíbe conducir utilizando manualmente el teléfono móvil o cualquier otro dispositivo incompatible con la obligatoria atención permanente a la conducción. Esta infracción esta sancionada con una cuantía de 200 euros y la pérdida de tres puntos de su permiso de conducir.

Comparte esta entrada